Alerta; la Testosterona reduce la capacidad de Reflexionar

La testosterona hace que los hombres sean mas impulsivos y poco reflexivos, asi lo asegura un estudio realizado en Caltech (California Institute of Technology) en colaboración con el laboratorio ZRT. Collin Camerer, lider de esta investigación, probó diferentes hipotesis que aseguran que los niveles más altos de testosterona se ven directamente relacionados con la tendencia a basarse en los impulsos intuitivos, reduciendo la reflexión cognitiva en el proceso de toma de desiciones en el cual una persona se detiene a analizar los posibles resultados de sus acciones y a cuestionar sus creencias.

Este estudio es el más grande que haya realizado en este tema, participaron 243 hombres que fueron divididos al azar, a la mitad de ellos se les dio una dosis de testosterona en gel, y a la otra mitad se les otorgaron pildoras de placebo.

Se realizaron pruebas de reflexión, ingenio, ejercicios matematicos complejos y otros básicos. Se emplearon estimulos economicos para que los participantes se esforzaran en responder los ejercicios de forma correcta, un dólar por cada ejercicio acertado.

Los resultados mostraron que el grupo que recibió la testosterona obtuvo calificaciones más bajas que aquellos que recibieron placebo, 20 por ciento más equivocaciones. Además, se apresuraban y daban respuestas incorrectas por impulso, y les tomaba más tiempo poder reflexionar las respuestas correctas. Demostrando que la testosterona tiene un claro efecto en la cognición humana y la toma de desiciones.
Los participantes que recibieron testosterona emitian juicios demasiado rápidos en las pruebas de ingenio donde las suposiciones iniciales son generalmente incorrectas. El efecto de la testosterona puede inhibir el proceso de analisis mental sobre las acciones o bien, incrementa la sensacion de creer que se esta en lo correcto.

Se cree que este fenomeno esta relacionado con el efecto de la testosterona en la seguridad del hombre. La testosterona impulsa la conducta masculina para mejorar su estatus y la seguridad personal juega un rol muy importante en alcanzar este objetivo. Por lo tanto, si se incrementa la seguridad tambien aumenta la ilusión de que es poco probable cometer errores, y se reduce la habilidad de cuestionarse a si mismo.

Esta investigación desencadena incertidumbre sobre los potenciales efectos negativos que podrian tener las terapias de reemplazo de testosterona, que tienen como objetivo revertir la disminución del deseo sexual en hombres de mediana edad.

El uso de la testosterona para el aumento de la libido masculina puede provocar una confianza exagerada volviendo a los hombres impulsivos y reduciendo su capacidad de ver y corregir sus propios errores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *